viernes, septiembre 02, 2011

Valle de Belsue - España

Valle de Belsue

Y hablando anteriormente de arbusto había unos con frutos de color naranja muy llamativos pero nada recomendables para comer. El guía iba indicándonos cada tipo de planta que pasábamos o que se veía, y así encontramos el espantameriendas, que aparece cuando empieza a hacer tormentas y mal tiempo, un símbolo de por qué ya había llegado el otoño al valle de Belsue (por si el clima y el color de los árboles no lo dejaba claro). Siguiendo la carretera que va de Belsue a Nocito (por entre medio van apareciendo en lo alto de las montañas una serie de pueblo ya abandonados) paramos en una chopera, perfecta para merendar, donde hay una exposición de arte en la naturaleza. Entre la naturaleza callada aparece una figura cuadrada que es la obra árvores florescem em Huesca (Los árboles florecen en Huesca) que Alberto Carneiro, que según nos dijo el guía simboliza un mandala, los mandala son unos complejos dibujos que de manera esquemática combinan figuras geométricas, como triángulos y cuadrados, que se entrecruzan en disposiciones concéntricas, formando imágenes circulares y poseen un sentido contemplativo y místico. Cerca de ahí hay un río de guas cristalinas, muy limpio y blanquecino y no hay un gran tránsito de vehículos (en la ida no topamos con ninguno, a la vuelta ya nos encontramos con más problemas de coches – solo cabe uno en la carretera- por el tema de las fiestas de Nocito) por lo que resulta un lugar muy singular. Nos quedamos con las ganas de ver la escultura desde arriba pero en el centro una curiosidad, el árbol fue introducido al revés por ausencia del artista, las ramas se pusieron como raíces y al contrario, cosa de la interpretación del arte moderno.

Visita: Agosto 2011

Mis imagenes: Del Valle de Belsue

Informacion para viajar: aqui

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...