miércoles, octubre 08, 2008

Washington - EEUU

Washington

De regreso pasamos un día entero en Nueva York y al día siguiente, madrugando bastante cogimos de nuevo el bus y carretera hacia delante para llegar a Washington. Esta vez pasamos por Delaware y aunque tengo fotos de pasada no voy a ponerlas pq no tengo nada que comentar, es lo que pasa cuando se sale antes de las seis de la mañana que uno no está muy despierto. Si es cierto que en este camino hacia Washington pude ver en la estación de servicio que las matriculas son diferentes entre sí, como hechas en tu propia casa. Nueva york ponía en la matricula Empire state, nueva jersey, Garden state, etc., cada estado debe de tener una denominación. Excepto Washington que lo que tienen algunos coches es: con tasas (impuestos) sin representación. Y es que Washington no pertenece a ningún estado, pero tienen sus impuestos, aunque al no ser estado no tienen representación en las cortes o lo que sea que tienen ahí. Lo primero que ves de Washington es que a diferencia de Nueva York sus edificios son bajitos pero muy anchos, todos los edificios son alargados, bajos y con grandes, enormes avenidas. Unas calles amplísimas por toda la ciudad. Además todos los edificios son de ladrillos pero porque ahí no vive la gente, sino que son todo edificios del gobierno, tesoro nacional, archivo, FBI, teatro...También resalta el ver un edificio hecho de arcilla de color amarillo, es el museo de los indios americanos. En Washington hay muchos museos. Nosotros visitamos el museo del aire y del espacio, que es gratis y que además tiene objetos reales del espacio y aviones., como el espíritu de sant Louis o una capsula espacial. Al final entre mi hermana y yo creo que fotografiamos todo el museo, pieza a pieza, aunque lo más grande del museo era el MCDonals que estaba adherido al museo. Después hicimos la visita clásica, el capitolio, donde visitamos la parte de atrás donde se pone el tenderete para el nombramiento del presidente de los estados unidos y desde ahí girando se puede ver el "monolito", que aunque parece cerca en realidad todo está bastante alejado de todo. Cerca de la Casa Blanca hay varios edificios que son residencias de los países visitantes, cuando nosotras estuvimos había tres banderitas adornando las faroles y una de ellas era del país visitante, era un país de áfrica, no sé cuál pero seguro que tiene petróleo. Como consecuencia de esto muchas calles estaban cortadas. Aun así pudimos ver la casa blanca desde fuera y parece más pequeñita que en la televisión. Los guardias de la puerta tenían muy mala leche, y cuando salía un coche de la Casa Blanca casi te empujaban para que te alejaras, aunque también hay que considerar que el presidente estaba dentro de la casa blanca. Aquí no se sabe si esta dentro por la bandera, que siempre ondea a lo alto, sino que se sabe si hay guardias en el tejado de la casa blanca y eso era muy fácil de ver porque había uno que no dejaba de levantarse y agacharse. Después continuamos viaje hacia el cementerio de Arlington y el monumento a los caídos, uno que está de moda por la película "cartas desde Iboyima". El monumento esta en lo alto de una colina, y desde ahí se ve todo Washington, en su lateral se pueden leer todas las guerras en las que ha estado Estados Unidos y casi todos los países consta ahí, lo curioso es que es igual que en las películas, dado que todo el monumento estaba lleno de abuelos con su gorra del ejercito y sus chaquetas y sus sillas de ruedas. Una vez dejamos el monumento y fuimos camino de Arlington pudimos ver el pentágono. Visto desde abajo no se distinguen las cinco caras del pentágono como pero al pasar (no se puede parar) si se veía donde se estrecho el avión, se nota en el color de los ladrillos, los mas blanquecinos son los nuevos. Finalmente, cruzando el rio regresamos de Arlington a Washington, a visitar el monumento a los caídos en Corea y Vietnam, y el monumento a Lincoln que se encuentra frente al monolito que nunca recuerdo como se llama realmente. El edificio que tiene forma de templo griego es donde se encuentra la escultura de Abraham Lincoln sentado e inscripciones de dos discursos, la vista del lugar también sale en series. Justo antes de entrar al templo donde se encuentra la estatua de Lincoln hay un descansillo donde está el discurso de Martín Luther King “yo tengo un sueño”. Desde ahí se ve una perfecta vista del frente con el capitolio y el lago, que por cierto tiene sus ocas. Hacia la derecha del monumento está el monumento a los veteranos de la guerra del corea, y a la izquierda el monumento a los de la guerra de Vietnam, los de la guerra de Vietnam es una "V" con los nombres inscritos, y puesto a visitar preferí el otro monumento, que es más real.

Visita: Septiembre 2008

Mis imagenes: Pendientes

Informacion para viajar: aqui

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...