miércoles, abril 21, 2010

La Valletta - Malta

La Valletta

La capital de la isla, La Valletta, tiene una gran historia tras de sí. Desde Sliema hay un paseo marítimo que recorrer hasta llegar a la Valleta. Desde el gran puerto se presenta inexpugnable, pues está en la zona más baja y hasta llegar al centro de la ciudad varias escaleras que subir. Un compañero de trabajo me decía que sorprendía que una ciudad tan pequeña como esta tuviera tantas escaleras y cuestas. Y es que La Valletta es construida en una gran roca, una peñón sobre el mar. Una fortaleza natural para el ataque desde el mar. Cogiendo el bus la parada no tiene perdida pues la estación central de los autobuses de la isla se encuentra en las puestas de la capital. Aquí paran todos los buses y también tienen su comienzo y final, alrededor de la fuente de Neptuno y frente a las murallas y la puerta de la ciudad. Leí antes de mi viaje que La Valletta es una ciudad silenciosa cuando pasan las horas turísticas, y así pude comprobarlo, a las 7.30 de la mañana, cuando todavía no han abierto las tiendas, ni los restaurantes, la ciudad parece dormida, no hay nadie pro la calle, nadie pasea, ni va a trabajar, y solo pude encontrar gente camino de la iglesia (ahí son muy católicos, me lo dijeron y lo pude comprobar por mi misma). Pasear por esas calles empinadas teniendo toda la ciudad para ti, en pleno silencio es una experiencia que hay que disfrutar, porque después, con la mañana llena la gente, y los turistas invaden la ciudad, las calles centrales se llenan de gente. El mirador de los jardines de Upper Barraca no tiene ni un banco libre. Y así con todo lo demás. Pero como decía, entrando en las murallas de la ciudad siguiendo recto se puede tomar la vía principal llamada republic stret, como era viernes santo las banderas ondeaban a media asta, por la muerte de Jesucristo (ya había dicho que eran muy católicos) el domingo de resurrección ya las vi ondeando desde lo alto de los mástiles. La calle principal nos lleva a la con catedral de San Juan, que vale la pena ver por dentro, mucho más que por fuera, aunque para mi gusto es demasiado recargada, como muchas de la iglesias ahí, muy trabajadas, decorada se impresionantes en tesoros, pero demasiado excesivas. Otro punto que no hay que perderse es la vista desde los Jardines de Upper Barraca desde ahí se puede ver parte de la ciudad (dado que al ser un peñón estas localizado desde lo alto y ves la parte más baja. Aunque no demasiado. También desde ahí se ven las 3 ciudades, a un paso unas de otras. Aunque de mañana a primeras horas no hay gente la mejor vista es al medio día. Y bueno, uno comienza a ir calle arriba y calle abajo y lo que se ve son las casas, los balcones de colores, las iglesias con sus grandes decoraciones, y así vas pasando edificios, como el palacio del gran maestre, recomendable ver las estancias interiores, el fuerte de san Elmo en la otra punta de la ciudad tomando la entrada como referencia. Ahí no pude entrar estaba cerrado, como en obras. Pero rodee todo el camino de ahí pro la muralla, y es de lo más recomendable, se puede ve el agua azul y la isla donde pasaban la cuarentena los barcos antes de entrar en la capital. Parece un viaje en el tiempo, o estar dentro de una película. Cosas que engañan a la vista, sensaciones como cuando uno está en Egipto y parece que ha viajado en el tiempo por cómo se encuentra todo. También está el albergue de castilla y encontré el albergue de Aragón frente a la iglesia protestante. Cercano al fuerte de san Elmo. Por el otro lado de la isla la gran campana y los jardines bajos de upper barraca. Aunque hay unas escaleritas que te permiten pasear por la zona entre murallas del fuerte y al costa con unas vistas recomendables. Mi compañero de trabajo me aconsejo callejear, eso hizo, cuesta hacia arriba, cuesta hacia abajo, y así descubres todo tipo de rincones, Y te das cuenta de cuantas iglesias pueden existir en un espacio tan pequeño: católicas, protestantes, escocesas, judías, musulmanas. Por supuesto las católicas son las que dominan la ciudad, pero por ver, vi de todo tipo. Y una mujer mayor me vi paseando y me dijo que si sabia ingles y que a las 3 había misa. Al menos nadie me pregunto una dirección. Lo mejor, además de callejear, es tener una guía con historia, porque cada rincón tiene algo que contar, pues hay una gran historia de la orden de la malta, de la corona de Aragón, de la corona británica y tanto más en cada rincón de la ciudad.

Mis Imagenes de La Valletta: pendiente

Visita: Abril 2010

Informacion para viajar a Malta: aqui
....

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...