domingo, abril 05, 2009

Copenhague - Dianamarca

Copenhague
.
Este es el viaje que más me ha costado organizar. He mirado ir desde todos los sitios posibles y he hecho cientos de diferentes rutas, finalmente claudique y acepte gastar mis cuatro días de vacaciones visitando Sjaelland y la Isla de fiona.Dejando la hermosa Jutlandia para cuando tuviera mejores conexiones de vuelo. Finalmente me fui cinco días, y como tengo que salir desde otra ciudad que no es la mía el día de ida y el de vuelta son días perdidos. Aun así podría haber visto algún que otro lugar más pero mi cuerpo estaba mal acostumbrado a no viajar y no pude seguir recorriendo más sitio, a decir verdad no podía andar. Una de las ventajas que tiene Copenhague es que desde el aeropuerto se puede ir al centro de Copenhague en tren, en solo diez minuetos se llega ahí y la estación esta justo debajo de la terminal 3 del aeropuerto. Como mi hotel estaba al lado de la estación eso me permitió ver Copenhague en un día y medio. El problema que le vi es que conservan las calles empedradas con adoquines, que dejan encanto ala ciudad pero andar por ellas con una maleta con ruedas lo hacen algo complicado. Desde la estación central, justo enfrente se encuentra Tivoli, el parque de atracciones más antiguo de Europa y que según dicen y he visto en fotos es precioso de noche cuando abre sus puertas. Al ser una época nada turística ni estival (hizo sol, sin aire pero frio) el parque está cerrado. Había un cartel indicando que se abriría para el ocho de abril. Y al menos por la noche las luces exteriores de la entrada se encendieron, aunque el resto de atracciones permanecían pagadas y abandonadas. En la zona derecha del Tivoli se encuentra la glypsotca Carlsberg. Esto en realidad es un gran museo del cervecero Carlsberg, es interesante pero se puede omitir si ya se ha estado en otros cientos de museo de Europa y no tienes necesidad de más. Es recomendable en cambio visitar otro museo donde hay recuerdos de los vikingos, que no se encuentra tan fácilmente en el resto de países europeos como figuras egipcias griegas, romanas, etc. Justo al lado de Tivoli, un lugar recomendado a visitar en verano, se encuentra la Radunplaz o plaza del Ayuntamiento, con su kilometro cero, la figura del Toro matando al dragón, sus gárgolas y su edificio, como un palacio. Y de ahí surge la storgote que en realidad son varias calles peatonales llenas de tiendas y gentes. Por entre esas calles se puede acceder a diferentes bocacalles que llevan a visitas interesantes como a la biblioteca de la Universidad y la iglesia de San Pedro, a la torre redonda, una torre en espiral donde antiguamente se llego a subir hasta en coche de caballos y que el único aliciente que tiene es la vista desde arriba de la ciudad dado que por dentro no es nada especial. También hay diferentes plazas y casitas con encanto por entre esta diagonal peatonal. Siguiendo recto se puede alcanzar la plaza desde donde está el Hotel Anglaterre, el Teatro nacional, y la Nihav.  El Nihav es la zona del puerto que parece sacada de un cuadro, todo barquitos de vela a los lados del canal, casitas de colores claros y variados, restaurante y bares carísimos (como si fuera costa de playa) y donde se puede disfrutar del ambiente, de noche hay hasta botellón. Aunque solo sea para disfrutar con la vista es algo que no se puede perder en una visita a Copenhague. El único problema que tuve al ir en esta época del año es que la gente iba siempre en bicicleta, pro la cantidad de parkings de bicicletas y gente en bici que vi sé que es normal que ahí utilicen este medio de transporte más que otros pero el caso es que no había nadie a pie. Y seguro que con el buen tiempo se paran algo. La realidad es que pese al sol, nadie pasaba a pie por la ciudad, al ver las fotos la gente me ha preguntado como podían estar tan vacías las plazas y calles es que no se cruza ni una sola persona, y es porque no había. Y fue un pequeño problema porque me pase 20 minutos en el Nivah esperando encontrar a alguien para que me hiciera una foto (desventajas de ir sola y que no haya donde apoyar la cámara para hacer una foto automática) y los que pasaron andando fueron unas parejas de turistas. No encontré muchos turistas, mayoritariamente los que encontré eran italianos, muchos italianos me tope por ahí. Una vez superado el problema de la foto desde ahí en diagonal se puede llegar al palacio de la reina Margarita de Dinamarca, por suerte estaba completamente vacío, lo que hacia la plaza mucho más grande. Y solo había seis guardias en toda la plaza. Y deben de pasar frio los pobres porque solo cuando es muy de mañana llevan una capa, por la tarde, cuando esta ya desapareciendo el sol todavía no la llevan, aunque para mi hacia mas frio a esa hora que a la otra (pase dos veces, una por la tarde el día de mi llegada (el medio día que decia9 y otra por la mañana al día siguiente. al lado de esta plaza se encuentra una preciosa catedral blanca y con estatuas gigantes y un poquito más ala derecha una iglesia ortodoxa con sus cúpulas rusas características. De la plaza se sigue la línea del puerto, languerline, que nos lleva hasta la sirenita. Pero antes de llegar a la sirenita se llega al kastillet, que es una ciudadela, pentagonal como todas. Antes de entrar dentro de la ciudadela hay una iglesia y una fuente a su lado que representa a la diosa tierra y sus hijos convertidos en bueyes que tiraron de una parte de Suecia en trato con su rey para conseguir una tierra. El lago que rodea el kastillet estaba medio helado y se veían a los cisnes y patos jugar por ahí. La ciudadela está todavía en uso pro los militares y hay unos carteles a la entrada que te decían por donde puedes ir y por donde hacer fotos. Las casitas del kastillet se conservan perfectamente y tienen el encanto de un pequeño pueblo antiguo, además, pro la parte de las cimas de arriba están los cañones y un molino que hacen del lugar, una zona con un encanto especial. Por la zona de arriba suele pasar gente corriendo. Y ya al lado de ahí, en el mar, se encuentra la sirenita, la pobre es pequeña, con el agua a su alrededor con espuma y guarra y tras ellas las fabricas lanzando humo por sus chimeneas. Quita bastante encanto al lugar y aunque es una visita típica, hay cientos de lugares con más encanto en la ciudad.Siguiendo la visita ahora volvemos hacia atras, no tenía planeado ver el cambio de guardia, que se realiza a eso de las doce del mediodía pero como es mi "habilidad" cuando viajo, estaba bajando hacia el Nivah cuando me tope con el cambio de guardia, la banda y los guardias de lleno, así que me lo vi. Al otro lado del Nivah se encuentra el barrio de Cristiana. Este es un barrio especial. Desde ahí se puede ver el edificio moderno del museo, llamado diamante negro porque es un edificio acristalado completamente negro, muy elegante y que no queda mal dentro de todos los edificios antiguos. Como decía Cristiana es un barrio con encanto, casitas de colores, de madera, muy arregladas y que dan encanto a cada esquina. En este barrio también se puede ver una iglesia con una torre en espiral, se puede subir y verla ciudad desde arriba pero la iglesia estaba cerrada por obras así que no pudo ser. De regreso fui de camino hacia el edificio de la Bolsa, que es precioso como podéis ver en las fotos. A su lado está el palacio de Christian y el teatro museo. Por los canales pasean los barcos turísticos casi vacios, pero la vista de las plazas, con sus estatus, sus iglesias y sus edificios compensan el frio que se pueda pasar. Y estamos de nuevo en la strogade. Y poco más alejado se encuentra el jardín botánico y el castillo de Rosnborg. Junto al castillo hay un parque enorme, por el que se puede pasear y disfrutar hasta llegar al pequeño castillo de Rosenborg. Al lado se encuentra el museo de historia y el Jadón botánico, como una fortaleza acristalada. Lo malo de Dinamarca es que no hay carteles en ingles y uno puede estar haciendo algo que no debe y no enterarse. Lo bueno es que toda la gente con la que me tope habla inglés fluidamente, en el tren, como no entendía el billete (esta todo en danés) la mujer a la que pregunte al azar me explico todo en ingles y hasta me acompaño para enseñarme donde podía sentarme. No son muy abiertos pero si preguntas son muy amables, y tiene gran dominio del ingles (por suerte pq los carteles en danés y demás tickets no son mi fuerte).

Visita: Marzo 2009

Mis imagenes de Copenhague:aqui.

Información para viajar: aqui

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...